Receta / Postre

Pastel de creppes de mandarina

Sobre esta receta

El pastel de creppes de mandarina es uno de los que más éxito tuvo en mi época de escuela de cocina. No es más que una bavaroise de mandarina y al montarlo combinamos capas finas de crema con creppes.

No sé si será porque la mandarina es una fruta amable, que gusta a todo el mundo o porque es bonito o porque las creppes atraen…. Sea por el motivo que sea, gusta mucho. Espero que os salga bien.

Ingredientes

Pasta de creppes:

150 gr. de harina

3 huevos

1/4 L. de leche

2 cdas. sop. de azúcar

2 cdas. sop. de mantequilla fundida

Sal

Crema de mandarina:

8 yemas de huevo

250 gr. de azúcar

300 cc. de zumo de mandarina

12 gr. de hojas de gelatina

400 gr. de nata montada

Licor de mandarina

Decoración:

1 bote de gajos de mandarina en almíbar

Preparación

Pasta de creppes:

Mezclar todos los ingredientes a mano o con la batidora eléctrica y colar la mezcla.

Si lo hacéis a mano, primero se baten las yemas con el azúcar. Luego se añade la mantequilla líquida y la harina. Y al final la leche.

En una sartén o crêpière del mismo diámetro del molde/aro que vayáis a usar, formáis las crepes, poniendo muy poca pasta cada vez para que queden lo más finas posible.

Crema de mandarina:

Remojar las hojas de gelatina en agua fría unos 10 minutos.

En un cazo mezclar las yemas con el azúcar y añadir el zumo de mandarina. Cocer en el fuego como si fuese una crema inglesa, hasta justo antes del momento en que empieza a hervir. Verter un chorrito de licor de mandarina y añadir la gelatina escurrida. Con el calor de la crema se deshará en seguida.

Dejar enfriar y en cuanto empiece a cuajar añadir la nata removiendo con cuidado.

Dejar en la nevera y esperar a que coja un poco más de consistencia.

Monter el pastel en un aro:

Intercalar crepes y capas finas de crema hasta llegar al borde, aplanándolas bien. Acabar con crema y gajos de mandarina en almíbar que habremos escurrido un poco en papel absorbente.

Guardar en la nevera, mejor de un día para otro.

Servir frío

Ingredientes de la pasta de creppes

Mezclar los 3 huevos, el azúcar y añadir la mantequilla derretida

Luego la harina y la leche. Mezclar bien.

También se puede mezclar todo con la batidora eléctrica

Tanto si se hace a mano como a máquina, hay que colar la mezcla y es mejor dejarla reposar un rato por si ha cogido aire. Evitaremos burbujitas en la masa.

Formar las creppes en una sartén o crepière, poniendo poca pasta cada vez. Va bien vaciar la pasta que sobre en cuanto se ha esparcido

CREMA DE MANDARINA:

Ingredientes

Poner la gelatina en remojo durante unos 10 minutos en agua fría

Mezclar las yemas y el azúcar

y agregar el zumo y el licor de mandarina

Cocer a fuego lento como una crema inglesa, removiendo, hasta el punto antes de hervir. Ha de coger un poco de consistencia.

Ahora incorporar las hojas de gelatina escurridas y remover hasta que se fundan. Enfriar la mezcla, removiendo de vez en cuando.

Cuando se haya enfriado y haya espesado un poco, ya podemos añadir la nata,

en dos o tres veces, removiendo con cuidado con movimientos envolventes.

Una vez mezclada se puede poner en manga pastelera para dosificar mejor las capas, pero no es imprescindible.

Id montando el pastel. Se empieza con una creppe y se van alternando creppes y capas de crema hasta llegar al borde.

La última capa es de crema

Finalmente podremos los gajos de mandarina en almíbar, que habremos escurrido un poco en papel absorbente.

Enfriar el pastel en la nevera, mejor de un día para otro

Una vez frío y bien cuajado, desmoldarlo pasando un cuchillo por el borde.

Podéis poner un poco de azúcar lustre en el último momento, porque los gajos están húmedos y se funde en seguida. Servir el pastel frío de nevera.

Aquí se ven bien las capas de creppes. Si hemos repartido bien la masa, queda más uniforme, más bonito.

A disfrutar!